Fecha de Nacimiento: 2009

Pipo, nació en Canópolis de una perrita que llegó preñada. Toda la camada, incluido Pipo salieron adoptados. Él tuvo la mala suerte de caer en manos de una familia que lo maltrató y nos lo devolvieron cuando tenía 9 meses porque decían que mordía.

Desde ese momento, Pipo siempre ha tenido un carácter muy imprevisible. Si él viene a pedir mimos, no hay problema, pero si vas tú a dárselos, se asusta y su primera reacción es gruñir y “hacer como que muerde”.

En todo este tiempo, Pipo ha hecho grandes amigos entre los miembros del equipo de Canópolis y el voluntariado. Aún así, nunca ha vuelto a tener la oportunidad de pertenecer a una familia.

¿Quieres conocer a Pipo y ofrecerle un hogar amoroso?

trifolium perros pipo