Fecha de nacimiento: 15/11/2013

Kala llegó a Canópolis de un entorno urbanita que no le iba nada bien.   Al llegar presentaba fuertes niveles de ansiedad, que han mejorado bastante y se ha adaptado muy bien a la vida en el refugio.

Es una perra muy activa que necesita su dosis diaria de ejercicio y entretenimiento, ya que hemos podido constatar que su energía es inagotable!  No es apta para vivir en entornos urbanos y necesita espacio para correr y diversión para no frustrarse.

Si no puedes adoptar, puedes apadrinar o hacerte soci@ para ayudar con los gastos de manutención y ser parte activa en este proyecto que salva vidas.