Fecha de nacimiento aproximada: 2018

Milo fue recogido de la calle en Valencia por la Asociación Karma Felino, y estuvo en una casa de acogida casi dos años sin llegar a encontrar una familia definitiva.

Es un gato simpatiquísimo y muy afectuoso que se lleva bien con personas y gatos. Sufre leucemia pero es asintomático, por lo que puede hacer vida completamente normal.

Su enfermedad ha condicionado su suerte ya que nadie lo ha adoptado hasta ahora por ello. Esperamos que pronto encuentre una familia libre de prejuicios que lo acoja en su hogar.